¿Los católicos adoran a las imágenes?

Algunas personas se preguntan si los católicos adoramos a las imágenes que hay en las iglesias y catedrales. Ante una de estas preguntas, la respuesta que tuve que dar fue la siguiente:

Los católicos no adoramos a las imágenes. Las imágenes ayudan a relacionarnos con Jesucristo, la Virgen o los santos.

Cuando tu miras una foto de una persona que quieres, ¿ quieres a la foto? No, quieres a la persona que está representada en esa foto. Las imágenes son representaciones, no reciben culto.

Hasta aquí llega el testimonio. Espero que os ayude y solucione vuestras dudas o pueda ayudaros a explicar este tema.

Profundizando en aspectos un poco más teológicos e históricos, los mandamientos prohíben adorar a falsos ídolos, como estatuas. Por descontado, esto no se incumple, puesto que la prohibición se refiere a la idolatría. Esto no ha cambiado nunca, ni puede alterarse. En la antigüedad se prohibieron el uso de imágenes con el fin de evitar la idolatría, pero tras el II Concilio de Nicea (787 d.C.), este asunto fue aclarado (en aquel momento había diversidad de opiniones sobre este asunto) y se permite la posesión de imágenes siempre y cuando se venere a la persona que la imagen representa.